Lost in Space

La nueva serie de Netflix es un ‘remake’ de los 60’s,

sobre las aventuras de la familia Robinson para una nueva generación.

Si algo debe agradecérsele a la nueva Lost in Space de Netflix es que guarda una sana distancia de la serie original producida por Irwin Allen en 1964.

La serie televisiva de ciencia ficción Perdidos en el Espacio, transmitida entre 1965 y 1968, la cual contaba las aventuras de la familia Robinson a bordo de la nave Júpiter 2, que queda perdida cuando se dirigía a Alfa Centauri en busca de un planeta con condiciones similares a la Tierra.

Esa serie tuvo originalmente elementos dramáticos, pero devino en un show camp, con elementos de comedia, del que terminaron haciéndose populares dos personajes secundarios: el robot (que acuñó la famosa frase “Peligro, Will Robinson”) y el malvado Dr. Zachary Smith (Jonathan Harris).

Netflix ha dicho que la nueva Lost in Space es una “reimaginación” de la serie original.

Propone una óptica fresca de una historia conocida. Lost in Space no solo pone al día los efectos visuales, sino que además actualiza la trama, creando una familia protagonista acorde con los tiempos.

Sin embargo, donde la nueva serie se toma más libertades en los tres personajes que no pertenecen a la familia Robinson: el robot, el Dr. Smith (que ahora es la Dra. Smith) y el copiloto Don West, que ya no es piloto ni fue miembro original de la tripulación del Júpiter 2.

Una justa apreciación de la nueva versión de Lost in Space diría que se inspira en la serie original, pero la adapta a la generación que vio la película The Martian (2015); esto es, un público que desea ver ciencia ficción, pero anclada en diseños y conceptos evaluados hoy en día por la NASA y SpaceX, por ejemplo.

De hecho, los trajes espaciales de Lost in Space fueron diseñados y elaborados por FBFX Studios, la misma compañía que fabricó los trajes de la película The Martian.

La nueva Lost in Space tiene un ritmo frenético, en el que se suceden varias escenas de suspenso dentro de un mismo episodio. Esto era así en la serie de 1965, en la que los protagonistas enfrentaban situaciones de peligro de manera frecuente.

Los 2 primeros episodios fueron dirigidos por Neil Marshall, realizador de películas de horror como The Descent y de dos capítulos con épicas escenas de acción en Game of Thrones (Blackwater y The Watchers of the Wall).

Y si una de las características de la serie original de 1965 eran sus escenarios creados en estudio, la nueva Lost in Space apuesta por combinar los interiores creados en estudio con secuencias filmadas en escenarios naturales.

Esto le da credibilidad a la serie y refuerza la propuesta de que se están explorando nuevos planetas, con sus peligros y desafíos. Uno de los aciertos de la producción es que ha logrado combinar, sin fisuras, paisajes reales y efectos visuales creados en computadora.

Nada de estos aspectos técnicos se sostendrían si no hubiera una historia interesante y un elenco que lo soporte. El reparto de Lost in Space incluye a Toby Stephens (Black Sails), como John Robinson; Molly Parker (House of Cards), en el papel de Maureen Robinson; Ignacio Serricchio como Don West; Taylor Russell, como Judy Robinson; Mina Sundwall en el rol de Penny Robinson; Maxwell Jenkins como Will Robinson, y Parker Posey (Louis) como la Dra. Smith.

Existen varios enigmas y lo interesante es ver cómo fue “reimaginado” el robot, pues es un cambio radical del de la serie original. Lo mismo puede decirse de la Dra. Smith. No es solo el elemento del cambio de género, sino el mismo misterio de por qué se encontraba a bordo de la misión de colonización y sus intenciones con la familia Robinson.

Estas novedades hacen que el espectador genere interés por esta nueva versión. La plataforma estrena la serie de ciencia ficción el 13 de abril y contara 10 episodios ésta primer temporada.

Tags

You may also like...

0 thoughts on “Lost in Space”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

SAE

CorredorCRC